La empresa de tecnología está concentrando sus inversiones en los servicios de movilidad compartida y en su propio auto. Entre 2013 y 2015 gastó más que las 14 principales automotrices juntas en desarrollo

El icónico iPhone, caballo de batallas de la multinacional Apple, dejará de ser su principal generador de dinero y se verá opacado por un giro de la empresa hacia los autos y la mobilidad compartida, según la firma de servicios financieros Morgan Stanley

La inversión de la compañía en investigación y desarrollo en ese sector entre 2013 y 2015 alcanzó los 5 mil millones de dólares, un monto superior al que desembolsaron juntas las primeras 14 automotrices del mundo, de acuerdo a un informe el sitio especializado Bloomberg.

“Con Apple invirtiendo más que los principales fabricantes de auto y de piezas, creemos que la empresa podría ganar por lo menos un 16% del mercado de movilidad compartida, un número similar a su participación en el mercado de smartphones”, consideró Katy Huberty, analista de Morgan Stanley.

De esta manera, Apple está invirtiendo más dinero hoy en el sector de movilidad compartida, dominado por Uber, y en su propio auto que cuando creó su producto más exitoso, el celular que le genera 150 mil millones de dólares de ganancias al año, o un 60% del total de la compañía.

En tanto la compañía establecida en por Steve Jobs en Cupertino, California, invirtió hace un mes mil millones de dólares en la empresa china de movilidad compartida Didi Chuxing, el mayor competidor mundial de Uber.